¿Qué hace un pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar?

Un pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar es una figura bastante importante. Lo más seguro es que hayas oído hablar de este trabajo en tu localidad o en tu ciudad. Sin embargo, no es algo que se mencione con mucha frecuencia en la carrera.

Si tú, al igual que muchas personas, tienes interés por trabajar en un gabinete como pedagogo o pedagoga, debes prestar mucha atención. Es uno de los trabajos más interesantes a los que puede optar un pedagogo. Pero también es uno de esos trabajos en los que tienes que dar más de lo que vas a recibir a nivel material.

Un pedagogo en un gabinete multidisciplinar hace de profesor particular y orientador al mismo tiempo. Se encarga de enseñar a los niños y niñas a aprender, a conocer las estrategias de trabajo que mejor se adapten a ellos. También les ayudan a aprender los contenidos que más les cuestan adquirir en la escuela.

Este puesto es muy importante, ya que por lo general se sitúan en un espacio donde cuentan con más profesionales a su lado. Logopedas, psicólogos, terapeutas ocupacionales, psicomotricistas relaciones, etc. Todos ellos hacen que el niño o la niña desarrolle sus potencialidades de una manera más adecuada.

¿Cuál es el trabajo del pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar?

Aunque te hemos respondido anteriormente, no queremos quedarnos en la simplicidad. El trabajo de un pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar es bastante amplio. Desde el principio vemos como los resultados no tardan en llegar.

Si eres padre que esta pensando en llevar a tu hijo o hija a un pedagogo, consideramos que es muy importante que sepas que se va a hacer desde un principio. El trabajo siempre esta muy bien estructurado y siempre busca la consecución de los objetivos.

El trabajo del pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar comienza con una evaluación. En ella se buscan cuales son las dificultades y las fortalezas del niño o niña. No te preocupes por que ambas van a tener el mismo valor en la futura intervención. En esta evaluación se realiza una entrevista con las familias, ya que son los que más conocen al menor.

Tras la evaluación se ponen en valor unos objetivos, que son consensuados con las familias y si es posible con el colegio o instituto. A través de estos objetivos de trabajo se marcan unas estrategias a seguir con el niño.

Durante la intervención, se trabaja en el cumplimiento de los objetivos, que normalmente suelen ser darle autonomía al niño o niña para que sea capaz de estudiar por si mismo y encontrar las mejores estrategias para aprender a aprender.

Finalmente, se hace una evaluación del trabajo, en el que influyen tanto los resultados del menor en la escuela como los resultados a nivel individual dentro del gabinete. El pedagogo evalúa su trabajo y trata de mejorarlo para el siguiente año o periodo de intervención.

¿Debería llevar a mi hijo al pedagogo en un gabinete o centro multidisciplinar?

Cuando desde el centro educativo nos recomiendan llevar a nuestro hijo a un pedagogo que le ayude a mejorar las notas, en nosotros surgen muchas dudas. También es posible que un amigo nos haya dicho que lo llevemos, tras explicarle que nuestro hijo o hija no va del todo bien.

Ya sea una recomendación, o que nosotros mismos hemos buscado información a través de internet, debemos tomar una decisión. Esta no es del todo fácil, probablemente veamos los precios y prefiramos buscar un profesor particular. Un recién titulado que ayude a nuestro hijo. Tal vez pensemos que es hora de actuar lo más rápido posible.

Nuestra recomendación, sin ninguna duda, es que deberías llevar a tu hijo con el pedagogo en un gabinete. Son los profesionales más capacitados para llevar a cabo un programa de recuperación e inculcar hábitos de estudios en nuestros hijos.

No despreciamos a los otros profesionales que se ofrecen a impartir clases particulares. Ni siquiera decimos que no vayas a obtener resultados, aunque aumentas las posibilidades de que esto ocurra. Pero un pedagogo, tanto en centros multidisciplinares como en el colegio a través de la orientación educativa son personas con una gran capacidad para evaluar las dificultades y actuar sobre ellas.

¿Qué precios suelen tener?

Normalmente los pedagogos en un gabinete multidisciplinar son más caros que si llevas a un niño a una ludoteca u otros espacios. También son más caros que llevarlos a un profesor particular. Estos últimos destacan por ser personas que no tienen estudios de pedagogía o magisterio o son recién salidos de la facultad.

Si a ti también te ha pasado que has contratado a un profesor particular y no ha ido tan bien como esperabas, como nosotros seguramente has pensado en un gabinete. Y con el tiempo habrás visto por que sus precios son superiores a los profesores particulares.

En un gabinete o centro multidisciplinar el precio de un pedagogo suele rondar entre los 60 y los 90 euros por una sesión a la semana. Si son dos sesiones hablaríamos de en torno a los 110 y 180 euros mensuales. Algunos centros hacen un pequeño descuento a las familias que acuden dos veces a la semana.

Las sesiones de pedagogía suelen durar entre 45 y 60 minutos. Todo va a depender de la edad del niño y de situaciones puntuales. Por ejemplo, muchos gabinetes han reducido el tiempo de intervención debido al COVID-19, ya que entre paciente y paciente se debe hacer una limpieza.

Como decíamos anteriormente, el precio puede ser un impedimento para que muchas personas no puedan pagar la intervención. Por ello es muy importante los centros públicos de atención temprana. También es importante que estos gabinetes privados sigan recibiendo las becas del MEC de necesidades educativas especiales.